El sesgo de género en la medicina

Ilustración Mireia Pujol Riera

Las mujeres somos importantes proveedoras de la asistencia sanitaria en nuestros hogares y comunidades. Pero curiosamente, la medicina no parece estar pensando en nosotras. El informe de la OMS “LAS MUJERES Y LA SALUD: LOS DATOS DE HOY, LA AGENDA DE MAÑANA” mostró que las sociedades no tienen en cuenta aún las necesidades sanitarias que las mujeres tenemos. Y tampoco se proporcionan los cuidados apropiados en salud sexual, acceso a instrumentos de higiene menstrual, atención durante el embarazo, acceso al aborto, atención en salud mental, atención por violencia, etc.

A esto se suma el hecho de que durante la mayor parte de la historia de la medicina, el cuerpo de las mujeres no ha sido preocupación de los profesionales de la salud. Este SESGO —muchas veces no percibido, otras desestimado— hace que a menudo los problemas de hombres y mujeres se consideren equivalentes y se asuma que los tratamientos pueden ser extrapolados: numerosos ensayos, estudios y programas de intervención se han probado sólo en hombres y, al comprobar su eficacia, se han usado en mujeres, sin haber sido incluidas en las pruebas.

La FALTA DE REPRESENTACIÓN FEMENINA EN ESTUDIOS Y ENSAYOS CLÍNICOS pone en riesgo nuestra salud, especialmente en lo relacionado con efectos secundarios de tratamientos o medicinas. Para ilustrar este problema se puede mencionar el hecho de que entre 1997 y 2000, el 80% de los medicamentos que fueron retirados del mercado en EEUU fue por causa de los efectos secundarios que su uso tuvo en mujeres. Es decir, al no haberlas incluido en los años en los que fueron parte de ensayos clínicos para probar su seguridad y eficacia, fueron lanzados al mercado con la ¿esperanza? de que no nos causaran daño alguno. El ejemplo del Ambien —droga que se utiliza para tratar trastornos del sueño— es uno de los más conocidos: luego de 20 años en el mercado, recién en 2013 se redujo por la mitad la dosis recomendada para las mujeres a pesar de haber recibido durante años numerosos reportes por parte de usuarias.

💬 Fragmentos de “Las mujeres y la salud: una relación de cuidados y de olvidos” de Laura Belli en EcoFeminita.


Deja una respuesta

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s